Buscar en el blog

Translate

martes, 21 de julio de 2009

Squats: ¡Existieron!

Este fin de semana, rebuscando en mi caja de restos, encontré un par de Squats de metal que compré hace algunos años por eBay y que, por algún motivo que no sabría explicar, no llegué a pintar nunca. Siguiendo uno de esos impulsos irrefrenables que a veces tenemos los que nos gusta pintar, decidí aparcar momentáneamente al vidente Eldar y darle unas manos de pintura a estos ancestrales chaparritos.

El resultado, podéis verlo aquí. Aunque la postura de las minis no deja demasiado uniforme visible, opté por pintarlos en los colores más clásicos de los Squats cuando GW los presentaba en las páginas de sus revistas: los de la Hermandad Mjolnir, uniforme verde, chaleco rojo y botas y guantes de marrón claro.


El resultado final podéis verlo aquí:




Estas miniaturas clásicas son muy divertidas de pintar, y sorprenden por la cantidad de detalles (diminutos en muchos casos) que incluyen.

Los colores que he empleado han sido Verde Oliva para el uniforme, Rojo Costra para el chaleco, Marrón Escrofuloso para botas y guantes, y diversos tonos de marrón para bolsas, correas y barbas. Un Squat tiene la barba en Marrón Bichos y el otro en Khaki. En estas miniaturas, lo más predominante son los guantes, botas y barbas, de modo que es en estas partes donde me he centrado más. Revisando la documentación de GW de la época, se "afirmaba" que los squats eran bastante individualistas presentando bastante variaciones de uniformidad dentro de una misma escuadra, de modo que la gorra y el casco los he pintado como mejor me han parecido, y haré lo propio si logro hacerme con alguna mini más.

En las gafas y el visor del casco he empleado Azul Encantado con luces en Gris Lobo Espacial. En estas áreas he empleado un truco bastante eficaz que aprendí de Von Speek, de La Armada: aplicar barniz brillante para aumentar el "efecto cristal". En las fotos apenas se aprecia, pero al natural es espectacular.

Finalmente, aprovecho esta entrada para ilustrar el uso de las tintas. A excepción del metal y las zonas verdes, todas las demás áreas de las miniaturas llevan un lavado de tinta marrón para dar volumen y profundidad: botas, guantes, chaleco, hombreras, barbas, cara y gorra. El efecto es rápido y eficaz, como puede verse en estas fotos del antes y el después.

Colores planos:

Tras el lavado:

A partir de este punto, ya sólo hacen falta unas luces sencillas para restaurar el color y listo (al estilo de "miniatura resultona que no gana Golden Demons" que me caracteriza).

Estas miniaturas irán a la vitrina de exposición, aunque seguramente puedan formar parte de una escuadra de mando de la GI como Guardaespaldas. ¡Nunca se sabe!


1 comentario:

Gran Maori dijo...

Hombre mas que guardaespaldas seran "guardanalgas" porque como al enemigo se le ocurra disparar alto no les dan ni de coña ;-)

Muerte (y olvido) a los Squat(e)s (aqui hay tomate).

LinkWithin

Entradas relacionadas...

Entrada destacada

MERCS Recon: una partida

En la reseña que hice del contenido de la caja de MERCS hace unos días, me faltaba hablar de las reglas. Tras haberlas leido un par de vece...